¿El Optimismo Depende De Los Genes?

Hoy vamos a responder esta interrogante, para en realidad saber si nuestra actitud frente a la vida y el optimismo tiene que ver con algo de genética o es parte de nuestro destino y nuestra manera en como lo enfrentamos.

Antes de todo, debemos saber que nuestros genes SI juegan un papel importante, y la felicidad es un estado emocional en la que vive el ser humano, pero esta se ve enfatizada también en las acciones que tiene.

Según las investigaciones realizadas por Sonja Lyubomirsky psicóloga y profesora de la Universidad de California, se destaca el que 50 % de la felicidad en los seres humanos tiene que ver por las disposiciones genéticas.

Resultado de imagen para optimismo

Son los genes que contribuyen a noveles de optimismo, felicidad y extroversión, elementos fundamentales en la felicidad.

Algunas investigaciones deducen que la felicidad se divide porcentualmente en estos tres aspectos: parte de la genética de los humanos, en un 50%; el otro 10 % es por los episodios de su vida y el tercer elemento en un 40%, se ve prediseñado por la actitud y la creencia de una persona.

Ser un buen optimista en tiempos de crisis

Lo primero que debes tener en cuenta antes de cambiar de actitud y ser una persona optimista, es reconocer que la vida pasa una sola vez, y que el tiempo de crisis puede ser efímero, por lo cual no vale la pena amargarse y estacionarse en el dolor o conflicto.

Debes procurar tener mucha fortaleza mental, los momentos difíciles los vivimos todos; pero de cada uno de ellos se aprende.

Sonríe lo más que puedas. No necesitas motivos, solo necesitas estar vivo para sonreír. Cuando sonríes le abres puerta a la gratitud, y recibes la misma sonrisa por parte de otros.

Cuando sonríes liberas estrés, causas placer y estimulas tu salud, incluso una linda sonrisa te hará ver mucho más atractivo.

Imagen relacionada

Evalúa tus prioridades y sé certero. No siempre puedes congraciar con todos los que están a tu alrededor, hay momentos en los que debes decir que NO y abrirte a nuevas oportunidades.

En algunas ocasiones el desanimo y la apatía llega cuando te aferras a circunstancias sin sentido y vives oprimido en cosas que no te gustan. Sé mucho más asertivo en todo lo que decidas hacer.

Aléjate de las personas toxicas. Bien sea que te las encuentres en tu trabajo o en la universidad, estas personas no aportan nada a tu vida. Siempre encontramos esas personas negativas, a las que les faltan los sueños y viven de la crítica.

Si realmente quieres ser más optimista debes velar por rodearte de personas más agradables, que vayan en sintonía con tus planes, que te ayuden a estimularte y alcanzar tus sueños. Aquel que te dice “NO PODRÁS”,  debes sacarlo de tu lista rápidamente.

Rodéate de personas sabias. No te mezcles con cualquiera, en este sentido te invitamos a rodearte de personas que te sirvan de inspiración, y que te motiven constantemente.

Saca de ti los prejuicios. El “no puedo”, es las frase que mas dañará no solo tu cualidad optimista sino también tu espíritu. Cuando constantemente dices “no puedo” los complejos se apoderarán de ti y no te dejarán ser feliz por completo.

Ser una persona optimista no se consigue solo tomando esta técnicas, también es necesario tener una metamorfosis en nuestra mente y renovarnos con un sueño nuevo que nos haga revivir.

Una persona pesimista

Una persona pesimista es todo lo contrario a una persona optimista, y te mostraré algunas características conductuales que los define:

Todo lo maximiza a lo negativo, es decir, todo lo que le acontece que no estaba entre sus planes lo ve como una conspiración del universo en contra de el. Todo lo ve de la peor forma y lo juzga negativamente.

Es una persona de mal carácter y muy depresivo; comúnmente no creen en la esperanza, suelen ser toxicas y en algunos casos no buscan progresar por miedos y conflictos internos.

El pesimista vive de la desesperanza, no cree en la fe y no tiene  sueños propios. Todo lo ve en la realidad que vive y no busca motivos para agradecer o sonreír.

Sus frustraciones personales lo llevan a crear muros donde no permite que le hablen de progreso, bienestar o avance.

Son bastante resistentes a los cambios porque realmente son envueltos por el miedo que conlleva pensar de manera diferente.

Tienes que saber que el pesimismo no tiene nada que ver con una patología, es una cuestión de espíritu y mente donde las personas viven en circunstancias.

Me gustaría aconsejarte algunas cositas importantes, el pesimismo solo puede atraparte en un constante vaivén sin buscar algo más allá.

Cuando somos pesimistas nos volvemos mediocres que se conforman y no extienden su visión. El pesimista tiene  talentos pero no los ve, tiene ganas pero no las expulsa, sabe que puede pero le invade el miedo.

Prefiere en tal sentido vivir en lo real y no busca encontrar lo  positivo y extraordinario de la vida en cada situación. Espero que este no sea tu caso y VIVAS siempre en armonía con tu propio ser interior; solo así lograrás ser una persona más optimista y con otra forma de ver la vida. Atrevete siempre a ser diferente, y a ser feliz, frente a cualquier circunstancia. 



Deja un Comentario

Leer más
Beneficios De Hacer Ejercicio Fisico

Si el hecho de hacer o practicar algún tipo de ejercicio físico no fuera necesario, sin duda alguna no estaría...

Cerrar